¿A Dónde va el alma de los animales cuando mueren?

¿A Dónde va el alma de los animales cuando mueren?

Pregunta:

La hermana de una amiga adopto un gatito hermoso, se llamaba Cerati! El gatito murió por negligencia médica en una veterinaria ambiciosa por el dinero y no por la vida de los seres vivos que debe ser primordial por encima de todo… El gatito era hermoso, estaba empezando su vida, tenía menos de 3 semanas de nacido y fue duro verlo partir, es increíble como uno puede encariñarse tanto con un animalito, la pregunta es, ellos a donde van? No hablo del cuerpo porque sé que el cuerpo se deteriora y vuelva a la madre naturaleza, hablo de su espíritu, el alma, no se… A dónde van los animales cuando mueren? Es distinto el proceso que tienen ellos al proceso que tiene un humano?

Respuesta:

Todos los animales poseen un componente espiritual encarnado que asume el papel de dirigente del organismo; más o menos el mismo rol que cumplimos nosotros los espíritus en los humanos. Ese elemento espiritual de los animales sin embargo no corresponde a un espíritu unidad como el humano sino a una Partícula Espiritual (PE), la cual está dotada de los mismos atributos del espíritu (Amor-Inteligencia y Libertad) pero en proporción a su tamaño.

Es precisamente el poseer esa fracción de atributos lo que le da a las PEs un nivel de conciencia de ser y existir en proporción a su tamaño, y es la responsable de expresar y/o retribuir afecto a las personas que cuidan de ellas.

Las PEs al igual que el espíritu humano, cuando encarnan en un cuerpo lo hacen uniéndose al órgano más complejo del cuerpo -es decir su cerebro- y desde allí aprenden a conocer el mundo físico exterior, aportando con su fracción de inteligencia las decisiones apropiadas para mantenerse vivo. Sin embargo, aunque encarnadas en el cerebro, su existencia aun transcurre en su propia dimensión de existencia que es la dimensión espiritual. Esta es la razón por la cual nadie ha podido detectar físicamente el alma humana ni el alma animal.

Cuando la vida del cuerpo finalmente se extingue y el cerebro muere, se rompen todos los lazos que retenían a la PE y esta se libera dentro de la dimensión que le es propia, la dimensión espiritual. Allí, continúan existiendo, integrándose al conglomerado de otras PEs afines a ellas hasta que formándose otro cuerpo material de composición espiritual afín a ella, es atraída de nuevo para volver a encarnar en otro organismo.
La encarnación de estas PEs y su interacción constante con otras criaturas, incluidos los humanos, constituye la fuerza progresista que promueve su evolución constante hacia estados de armonía cada vez más elevada, lo que poco a poco las acerca al estado de perfecta armonía de su fracción de atributos.

De acuerdo con la ciencia espiritual de la Escuela Científica Basilio, las PEs se originaron en un pasado distante como consecuencia del fraccionamiento de espíritus unidades que accidentalmente habían alterado la perfecta armonía con que El Creador les había dado existencia. Esas fracciones o Partículas Espirituales son pues los restos de lo que antes fueron espíritus completos y que ahora deben evolucionar hasta alcanzar la armonía perfecta antes de poder reintegrarse en la unidad que un día fueron. Esta es una de las razones por las cuales el “ser” que se asoma a través del cuerpo de los animales, pareciera tener algún nivel de conciencia que semeja al humano, pero en grado limitado.

Los animales domesticados en particular, han sido intencionalmente seleccionados por los humanos a través de muchas generaciones hasta obtener solo las variantes más dóciles de ellos, que a nivel espiritual son PEs un poco más armónicas y por ende menos agresivas y más capaces de generar lazos afectivos de unión con otras criaturas incluidas los humanos. No teniendo el nivel de conciencia completa de los humanos, suelen expresar ese afecto por los seres que las rodean con mayor transparencia y sin prejuicios. De allí nace esa conducta fiel, ese cariño transparente con que se relacionan con sus dueños, mismo que suelen conservar hasta su muerte y más allá.

Por eso no es de extrañar que muertos sus dueños, experimenten el dolor de su pérdida y hasta se les vea permanecer obstinadamente sobre la tumba donde sienten que yace el ser con quien se han unido afectiva e irrevocablemente.

En conclusión, muerto el animalito su fracción de alma continua existiendo en la dimensión espiritual a la cual pertenece, y desde allí seguramente continuará un largo proceso de mas encarnaciones así como participando en otras acciones guiadas por espíritus unidades. Su meta es recorrer el camino hacia la armonía perfecta, misma que es la razón de ser de nuestra propia existencia como espíritus, porque somos similares y nos une un pasado y un futuro común.

Author: ISRSP

Share This Post On

7 Comments

  1. No permanece en otra dimensión pero entre nosotros por un tiempo?

    Post a Reply
  2. Hola, buenas tardes, siempre he tenido la duda por qué un perrito pasa por un proceso doloroso de enfermedad, como lo es un distemper (moquillo) o parvovirus, por qué sufren tanto antes de partir? . Supongo que en los humanos las enfermedades pueden ser por actos realizados, pero en los perros a qué se debe?

    Post a Reply
  3. Precioso aporte…Mí perrita Luna murió hace 3 días, tenía 17 años, no tengo palabras para referirme al dolor que sentimos, pero éstos escritos nos dan esperanza de que están en un lugar mejor y que todo pasa por algo. ¡Mil gracias!

    Post a Reply
  4. He tenido perros y gatos, pero cuando mueren es un dolor muy grande, sobre todo que son considerados miembros importantes de la familia. Mi última perrita que falleció fué el 29 del 2016 la quería como a una hija, y por lo que he estado investigando parece ser que muchas personas indican que es mas fácil que ellos al no conocer la malicia como el ser humano puedan estar en un lugar mejor, y una teoría menciona que cuando una persona muere sus mascotas ya muertas los reciben y acompañan a la siguiente fase de su existencia como ser espiritual, y de verdad espero que sea cierto para ver y convivir con todos mis amigos y perrhijos de 4 patas que ya no están en este plano.

    Post a Reply
  5. hoi dia atropellaron al perrito de mi hija 26 de septiempre cumplia un añito se llamaba makoll era un poddle toy sslimos acomorar el llevava su correa pero vio a dos perritas y se desespero y
    llego y cruzo la calle y lo atropellaron intantaneamente fue mi culpa por k yo tenia k aver estado mas pendiente siempre saliamos los cuatro mis dos niñas y el espero k se encuentre bien en la dimencion en la que esta

    Post a Reply
  6. Pues llo estoy muy triste y me siento culpable porque hoy a tropeyaron a mi perro me siento culpable porque lo pude aver salvado porque vi cando venía el coche y no le able a mi perro y el coche no se pudo parar porque era una carretera de alta velocidad.la verdad me siento mal,alrrrato voy por el para en terarlo.y quisiera saber si después de muertos nos ven y escuchan todavía

    Post a Reply
  7. Hoy hace 4 días que falleció mi perrita. Tenía una metástasis en hígado; me dí cuenta tarde de que no estaba bien, pues un mes antes de partir había empezado a cojear de la patita derecha, el veterinario le había recetado antinflamatoros pero no mejoró.. Luego de análisis de sangre, los cuales extrañamente dieron bien, le realizaron una ecografía que develó el mal.. Mal que me la arrebató vílmente en días.. Fueron once años de amor incondicional de parte de ella, la extraño un montón.. Lamento no haber pasado tiempo con ella, la acompañé solo al final, pues antes nunca la hice jugar.. Cercené su espíritu lúdico, la dejé sola 11 años en el patio, solo me ocupé de darle agua y comida pero nunca jugué con ella. Podrá su alma perdonarme? Como puedo expiar esta culpa? Ojalá este felíz donde se encuentre ahora.. Ojalá nos juntemos allá cuando me toque hacer ese viaje oscuro.

    Post a Reply

Submit a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *