Quien me explica el proceso de la muerte hacia otra dimensión de una forma clara y lógica?

Quien me explica el proceso de la muerte hacia otra dimensión de una forma clara y lógica?

Gracias

Respondemos desde la perspectiva de La Teoría Espiritual.

Para explicar la desencarnación debemos entender primero como encarnamos.

El espíritu encarna cuando se empieza a formar el cerebro que de acuerdo a la evidencia circunstancial es el órgano de encarnación. Para ponerlo de forma sencilla dIríamos que cuando el cerebro tiene una cierta cantidad mínima de células se establecen los lazos mínimos que “sujetan” el espíritu al cerebro. Esos lazos que son vibracionales se forman entre el espíritu y el componente espiritual dirigente de esas células del cerebro (el alma de las células). Pero como el cerebro sigue creciendo y desarrollándose cada nueva célula a partir de ese umbral mínimo de encarnación lo que hace es fortalecer la unión espíritu-cerebro (cuerpo).

De ésta explicación ya se desprende que el umbral de encarnación es a su ves el umbral de desencarnación, es decir, que durante la muerte cerebral el espíritu sólo se libera completamente cuando las celulas vivas sobrepasan ese vailor umbral. Por ejemplo, si se encarna cuando el cerebro tiene 1000 células ( es sólo un ejemplo) se desencarna completamente cuando quedan menos de 1000 células vivas uniendo el espíritu al cerebro.

Dicho esto pasemos a un analisis mas amplio de la desencarnación. Casi todas las muertes pasan por un período de deterioro lento o rápido del cerebro. En algún punto ese deterioro compromete funciones vitales y el ser cae en coma o pierde el sentido. En ese momento el espíritu aún encarnado cae bajo el llamado estado de turbación o confusión. Es exactamente el mismo estado de cuando dormimos, estemos enfermos o no. En ese estado que parece ser producido por los componentes espirituales del cerebro, el espíritu entra en un estado de vaguedad, turbación, no se logra reconocer a si mismo, no logra entender bien lo que sucede, ni nada parece tener sentido para él.

Así permanece el espíritu hasta que la muerte de su cerebro sobrepasa el umbral de desencarnación, entonces sí se produce la desencarnación total. Ya libre del cuerpo, el espíritu empieza a recuperarse de la turbación, que puede prolongarse mas entre mas atado haya estado a su cuerpo y la experiencia física que acaba de abandonar. Durante ese proceso es muy factible que reciba la asistencia de los espíritus de familiares y amigos que lo precedieron en la tumba, y que suelen venir para acompañarlo y apoyarlo en la transición.

En ese periodo tambien va desapareciendo el olvido del pasado, otra consecuencia de la encarnación y cuyo efecto fue el de bloquear su memoria espiritual. Así poco a poco el espíritu recién desencarnado va recordando toda su existencia incluyendo cada detalle de lo vivido en la vida que deja atrás. Lo que pase de ahí en adelante variará mucho de acuerdo a su actitud frente a esos recuerdos. Puede revelarse y persistir en que lo mal hecho era correcto, apartandose asi de toda guia del bien (que jamás se impone) o puede reconocer sus errores y aceptar la guia del bien y esforzarse aún mas por enmendarlos y progresar. A otros simplemente no les importará nada y continuarán existiendo tan vacíos e indiferentes como vivian estando encarnados. Las variaciones son casi infinitas y una buena colección de ejemplos los podrás encontrar en la segunda parte del libro de Allan Kardec El Cielo y el Infierno.

Finalmente, la muerte no traslada al espíritu desencarnado a otra dimensión, símplemente porque aún encarnado el espíritu siempre ha estado en su dimensión natural de existencia, la dimensión espiritual.
La encarnación sólo ha aislado temporalmente su atención de la realidad espiritual para reenfocarla en la realidad física que vive a través de los sentidos fisicos de su cuerpo. Asi que la vida de encarnados es como la vida a través de un avatar, tan perfectamente conectada a este que llegamos a creer que somos el cuerpo cuando en realidad siempre somos el alma o espíritu.

Author: ISRSP

Share This Post On

Submit a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *