Musicofilia por accidente: El caso del Doctor Tony Cicoria

Musicofilia por accidente: El caso del Doctor Tony Cicoria

El artículo que anexamos más abajo, detalla las experiencias vividas por el Doctor Tony Cicoria, cirujano ortopédico de Nueva York que en el año 1994 fue víctima de un rayo que lo dejo inconsciente y con un síndrome de musicofilia al despertar. El impacto del rayo fue tan violento que el médico recuerda haber salido de su cuerpo casi instantáneamente, para tener una experiencia vívida y totalmente consciente (no con la confusión clásica del estado de sueño). Esta Experiencia Cercana a la Muerte no solo lo dejo perplejo ante la verificación de ser un yo consciente por fuera del cuerpo al cual podía ver inconsciente en el suelo, sino también por toda la compleja gama de sensaciones vividas, la revisión de todos sus recuerdos de vida en un instante y el extraño interés y necesidad por la música a partir de entonces.

Para este médico era como si la música clásica, especialmente piezas de Chopin y otras propias, fueran parte de sí mismo, de su historia. Sentía no solo que le gustaban sino un deseo incontenible de tocarlas en piano, aunque su cuerpo no parecía estar en forma y su conocimiento en música era escaso. La súbita pasión por la música fue tal que pronto se vio estudiando música por si mismo, practicando lo poco que sabía y desarrollando con rapidez una habilidad especial que si bien no lo ponía a la altura de los mejores si sorprendía por su rápida adaptación y progreso para alguien en sus cuarentas.

Como siempre, el debate es ¿De dónde sale ese interés, ese gusto, esas partituras que le suenan tan familiares y esa capacidad de aprender tan rápidamente? La teoría Espiritual (TE) tiene una explicación.

Para la TE esta vida es solo una de muchas vidas que ya hemos vivido como espíritus encarnados. En cada vida vivimos experiencias, adquirimos habilidades, y desarrollamos cualidades propias de esa época y ese lugar donde hemos vivido. Todo lo aprendido se constituye en experiencias y conocimientos que nos ayudan a mejorar, así sea un poco, lo que se traduce en un aumento de armonía. Eso es evolución espiritual. Esa evolución espiritual es lo que nos hace un poco más inteligentes, o para ser más exactos, nos permite desarrollar un poco mas nuestro atributo inteligencia lo que nos ayudara a avanzar un poco más en la siguiente encarnación. Es todo lo que arrastramos de forma consciente a la siguiente encarnación, pues los recuerdos precisos y detallados de quien fuimos, que hicimos, que talentos o habilidades teníamos, que idioma hablábamos, con que acento, etc., todo eso queda bloqueado en cada nueva encarnación. Ojo…bloqueado, no borrado.

Cada encarnación, de acuerdo a la TE, es un proceso inevitable resultado de la atracción de la materia sobre el espíritu. Como espíritus en un pasado lejano generamos las condiciones para que se formara la materia y ahora la materia nos reclama, nos atrae y nos ata temporalmente a ella para vivir la vida física como si fuera nuestra única existencia. La materia compite con si misma a través de la selección natural mediada por los genes, así que para que nuestra presencia en la materia (cuerpo) no sea desventajosa para el cuerpo, el cerebro y la mente que de este se forma, nos envuelven como espíritus bloqueando todo recuerdo que tengamos de un pasado anterior a esta vida.

El bloqueo de las memorias del espíritu busca que el ser inteligente que dirige un cuerpo (usted y yo por ejemplo) nos enfoquemos al máximo en el cuerpo y la vida física, con el fin de ser exitosos: dominar y perpetuar es el nombre del juego de la vida. Y es obvio, ¿Qué interés por sobrevivir, y perpetuar los genes del cuerpo puede tener alguien que de pronto es consciente que no es el cuerpo sino el alma? Un espíritu que es consciente de estar atado al cuerpo que le pesa, le duele y lo hace lento y propenso a muchas cosas que lo lastiman? La vida física es tan cruel y despiadada que cualquier parpadeo de un organismo puede ser causa para ser cazado y comido, impidiéndole a su juego de genes perpetuarse como lo quieren. Por eso muy temprano en la evolución las memorias del espíritu, esas que nos cuentan quienes fuimos en otras vidas, o que hicimos como espíritus, se bloquean. El idioma que hablamos, el acento con que lo hacíamos, el o los idiomas en que escribíamos, las habilidades artísticas que teníamos, los gustos, todo lo de las vidas anteriores, quedan bloqueados completamente.

Esto obliga al espíritu a despertar en su nuevo cuerpo completamente en blanco, sin memorias, sin recuerdos, solo con su inteligencia para enfrentar la nueva vida, para lo cual el cerebro y la mente asociada a él, le ofrecen un nuevo bando de información, una base de datos nueva y fresca que almacena para el espíritu que acaba de encarnar nuevos recuerdos, nuevas experiencias y nuevas habilidades que no necesariamente estarán en concordancia con las de vidas anteriores.

Ese bloqueo de las detalladas memorias de toda la existencia del espíritu mismo, es una acción activa, es decir, hay algo en la mente asociada al cerebro que constantemente mantiene ese bloqueo, más o menos como actúa un anestésico que debe estar circulando constantemente en la sangre para que la persona se mantenga sedada, pero una vez deja de circular, la persona comienza a despertar. Así mismo la mente y el cerbero están constantemente bloqueando la memoria espiritual impidiéndonos recordar quienes fuimos antes, o que hacíamos como espíritus libres antes de reencarnar. Pero una vez el cuerpo muere, con el muere el cerebro, desencarnando todas las Partículas Espirituales encarnadas en el hasta que esto incluye a aquellas encargadas de mantener el bloqueo de los recuerdos.

Ese es el momento en el cual el espíritu despierta de su olvido del pasado, vuelve sobre sí mismo y se hace consciente de quien es, o más bien, quien era antes de encarnar. Y junto a ese volver sobre si, también vuelve la consciencia de saber si todo lo hecho en su última vida (y cuando decimos todo nos referimos hasta el mas ínfimo detalle de la vida que deja atrás sea bueno o no) le ha permitido avanzar algo o se ha quedado estancado.

Sin embargo, casos como el que mencionamos en este articulo presentan una nueva faceta alternativa al bloqueo total de memorias durante la encarnación y la liberación total de recuerdos a la desencarnación; se trata  de casos en los cuales un daño en el cerebro afecta parcialmente a las zonas del cerebro en las cuales están encarnadas las Partículas Espirituales de la mente responsables de mantener el bloqueo total de la memoria espiritual. Todo parecería indicar, basados en este y otros casos clínicos, que el daño parcial de esas regiones liberaría parcialmente los recuerdos del espíritu permitiéndole recordar desde detalles de su última encarnación, hasta habilidades aprendidas en otras vidas.

En este caso en particular, el médico ortopedista solo recordó parte de esa información, almacenada en su memoria espiritual, seguramente en proporción directa al efecto deletéreo causado por el rayo cuando atravesó su cuerpo. No fue como otros casos conocidos donde el sujeto despierta del accidente con una extraordinaria habilidad para interpretar un instrumento sin haberlo practicado, o como aquellos que despertaron hablando otros idiomas que no conocían. En este caso, Tony Cicoria solo recuperó la parte de las memorias que le recordaban su pasión por la música y tal vez algo de sus habilidades al piano, pero no todas.

Casos como este siguen confirmando que la base conceptual de la teoría espiritual es sólida y tiene la coherencia suficiente para explicar aun los más bizarros casos que deslumbran a las ciencias y dejan perplejos a los científicos incapaces de darles sentido dentro de sus teorías materialistas y aun espiritualistas.

Según la Teoría Espiritual, la materia tiene su origen en componentes espirituales con estados vibracionales sumamente bajos que abandonaron la dimensión espiritual para pasar a existir a una nueva realidad vibracional llamada Dimensión Material. Sin embargo, cuando la materia se empieza a organizar pro efecto de la evolución, la atracción por sus pares espirituales crea la base para que el fenómeno de la encarnación se presente, hasta que tal fenómeno llega a involucrar espíritus unidades como nosotros. Materia y espíritu están inevitablemente relacionados y ambos evolucionan a través de sus interacciones. Esto explica porque existe el mundo que conocemos y cómo evoluciona.

https://www.kienyke.com/historias/tony-cicoria-oliver-sacks-pianista

Author: ISRSP

Share This Post On

Submit a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *